DESGARROS MUSCULARES

Los desgarros musculares se producen comúnmente en las piernas o en la parte baja de la espalda. Los músculos que se lesionan con mayor frecuencia son los siguientes:

Desgarro muscular en el gemelo (músculos de la pantorrilla) – un desgarro de la pantorrilla es una rotura de los músculos posteriores de la parte baja de la pierna. La función de los músculos de la pantorrilla es ayudar a levantar el talón.

Según la gravedad de la lesión, el desgarro muscular puede clasificarse de la siguiente manera:

  • De primer grado – daños leves de las fibras musculares
  • De segundo grado – rotura parcial de las fibras musculares
  • De tercer grado – rotura total de las fibras musculares

El músculo se siente rígido y se inflama la zona que rodea la lesión. El dolor empeora con el movimiento, por lo que te impedirá continuar con tus actividades. Incluso puedes tener algunos moretones alrededor de la zona lesionada.

DIAGNOSTICO

Tu médico determinará exactamente cuáles son los tejidos musculares que están dañados, el alcance del daño y cuánto tiempo tardará la lesión en curarse.

Ejercicios de rehabilitación en casa.

Los desgarros musculares leves pueden tratarse rápida y fácilmente en casa, con el método PRICE (por sus siglas en inglés).

  • Mantener el reposo durante las primeras 48 a 72 horas, retomar poco a poco el movimiento para no disminuir la fuerza muscular.
  • Aplicar Compresas de hielo sobre la zona lesionada, para reducir la inflamación y moretones. No se recomienda aplicar hielo directamente sobre la piel, porque puede ocasionarse una quemadura, es por eso que nuestras compresas Termo herbales son las indicadas en este tipo de rehabilitación.
  • Elevar en el caso de las extremidades, por encima del nivel del corazón para controlar la inflamación. Si la lesión continúa siendo muy dolorosa y la inflamación no cede, consulta a un médico.